La expresión moda pronta, que ya cuenta con uso en español, es una alternativa válida para la denominación inglesa fast fashion.

En los medios especializados en moda y tendencias es frecuente ver esta expresión empleada para aludir a un tipo de moda que se produce y comercializa rápidamente: una temprana identificación de las tendencias; una producción en serie, normalmente a bajo coste y de vida corta.

Así, se pueden encontrar ejemplos como «La estrategia de Zara consagra la marca dentro del fast fashion», «Uniqlo va calentando motores con su esperadísimo producto de alta calidad y funcional, alejado del fast fashion» o «Así fueron las primeras tiendas de los gigantes del fast fashion».

Además, otras alternativas como moda rápida también son válidas. Si, por el contrario, se opta por emplear el anglicismo, lo adecuado es escribirlo con letra cursiva o entrecomillado.

Así, en los ejemplos anteriores habría sido preferible sustituir fast fashion por alguna de las alternativas que aquí se sugieren.

Fuente: fundeu.es e Intertexto.                                                                                                     Imagen: www.gratis.org.es